Las Mentiras del Aspirante a Tirano
24 Abr 2021

Las Mentiras del Aspirante a Tirano

24 Abr 2021
Escúchame leer el texto mientras haces otra cosa

No hay peor traición a la democracia que utilizar la vía democrática y sus instituciones para llegar lleno de legitimidad al poder, para después tratar de dinamitar esas instituciones, a través del abuso del poder, para destruir los equilibrios y la posibilidad de alternancia. Eso es justo lo que intentan el aspirante a Tirano que hoy ocupa la presidencia, acompañado por sus grupos de empleados en el gobierno y en el congreso, y sostenido por un ejército de facilitadores que, desde diversos medios, la academia, la sociedad civil organizada o diversos grupos empresariales beneficiados por el poder, justifican el abuso de éste. Es una auténtica borrachera de abuso de poder. Cada día es más difícil llevar la cuenta de cuantas leyes han violado y cuántas responsabilidades administrativas y criminales deberían ejercerse. Es una borrachera de poder que deja víctimas por todos lados. Desde los 3 mil homicidios impunes de cada mes, hasta los 500 mil muertos por la pandemia, o el fracaso de la “estrategia” de vacunación. Es una borrachera de poder que los ha llevado a amenazar de muerte a consejeros electorales, amenazar públicamente a jueces federales que detienen algunos abusos de poder a través del amparo o destruir, por sus pantalones, proyectos de infraestructura multimillonarios o instituciones imprescindibles para los mexicanos, como el seguro popular. En un exabrupto tipo tío borracho en fiesta de quince años, el coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados, el priista poblano disfrazado de Morena, Ignacio Mier gritaba hace un par de días “El derecho es de los conservadores, no nos pidan optar por el derecho”, desde la más alta tribuna del Congreso mexicano, donde se hacen las leyes. El problema es que, como en toda borrachera, el cuerpo tiene un límite y la cartera también. La fiesta se está acabando. Y lo saben. El país parece palacio romano después de la peor bacanal herodiana. Y alguien tiene que pagar la cuenta. Pero los borrachos de poder quieren seguir con la fiesta, y por eso han inventado cinco mentiras.

La primera mentira es que esta elección ya está definida. Pretenden difundir la idea de que el presidente es tan querido y popular, que todo mundo se va a volcar a las urnas para apoyar a los candidatos de su partido. Esta mentira se desmorona día a día con las encuestas específicas que surgen por todos lados. No sé hoy si habrá una debacle total del partido en el poder, pero estoy seguro de que no habrá una ola marrón, y lo saben ellos. Y cada día se ve peor para la causa de los borrachos de poder. Sus candidatos no levantan, porque carecen de toda sustancia y no hay un solo logro del partido en el poder que puedan vender a la gente. Sin el señor López en su propaganda se sienten incapaces de articular una campaña medianamente llamativa e interesante. 

La segunda mentira es que los decepcionados con Morena no tienen opciones más que quedarse en su casa. Difunden por todas las vías que votar por otros candidatos de otros partidos es igual o peor. “Todos son una mierda” dicen ellos y sus facilitadores, “No hay por quién votar” difunden sin pudor. Esto es una mentira doble: ni todos son iguales, ni es cierto que en 21 mil puestos en juego no hay una sola mujer u hombre que valga la pena empujar a un cargo público. No hay una elección nacional. Hay 300 elecciones federales para la Cámara de diputados, 30 elecciones para integrar congresos locales, 15 elecciones para cambiar de gobernador, y alrededor de 2 mil elecciones para renovar Ayuntamientos y Alcaldías, y por supuesto que hay personas que valen la pena. Nadie perfecto, nadie que llene todas tus expectativas, pero muchas mexicanas y mexicanos que quieren hacer las cosas diferente. Y si no encuentras alternativas que te motiven, por lo menos puedes optar por la pluralidad y el equilibrio de poder, que también es un buen motivo para votar. 

La tercera mentira es que el árbitro está en su contra. Se trata de un burdo engaño porque es la misma autoridad que los llevó al poder, y la que defendió a capa y espada su triunfo legítimo. Esta es la mentira más peligrosa porque se trata de la preparación del desconocimiento de la elección. Y no sería la primera vez que el señor López y su grupo desconocen un resultado y tratan de dinamitar un proceso electoral, y a la institución que administró el proceso.

La cuarta mentira es que en México aún es posible un gran fraude electoral. Esta mentira tiene 20 años siendo sostenida por quien hoy ocupa el poder, aunque él mismo sabe que esto es prácticamente imposible desde 1997. Las elecciones no son perfectas, y en efecto hay muchos errores, trampas y delitos. Pero un fraude masivo, en la votación, que altere por completo el resultado electoral de un cargo, es casi imposible, por lo menos imposible sin ser fácilmente detectado. Pero difunden esta mentira porque eso es lo que pretenden argumentar en todos los cargos que pierdan. Se trata del típico “curarse en salud”, tan común en este grupo.

La quinta mentira es que pueden quedarse en los cargos que pierdan por la fuerza. Es una mentira porque, a pesar de que sí podrían, la mayoría demócrata de México lo vamos a impedir. Estamos listos para ir a votar, y después defender, tanto los resultados de la elección, como a las autoridades que se encargaron del proceso. La democracia es nuestra, y también sus instituciones.

Es hora de ver la realidad. La borrachera se está acabando, aún podemos evitar que el país sea convertido en una bacanal de poder permanente, en una Tiranía populista que destruye todo a su paso para sostenerse. Las borracheras hay que pararlas, o se convierten en tragedias irreparables. Durante todo el siglo XX hubo decenas de intentos de tiranos, que fueron parados abruptamente por un pueblo convencido de cuidar su democracia. Estoy seguro de que eso somos nosotros, un pueblo fuerte, que ya aprendió la lección y no quiere perder su democracia. Así, no creas en las 5 mentiras y ve a votar, pero, además, convence a 5 personas de hacerlo y llévalos a las urnas. Esta vez, no pueden quedar dudas.

Leave a comment
More Posts
Comments
Comment